Cómo lavar la delicada cabeza de un Bebé

Maternidad

08 de Febrero del 2017

  • Etiquetas:  

Bañar a un bebé es una ocasión perfecta para establecer vínculos y jugar con él mientras se le educa a la higiene. El pelo del recién nacido es parte importante del momento del baño y no hay que olvidarse de él.

 

La cantidad de pelo que posee un niño al nacer es muy variable. Algunos nacen con mucho pelo, otros nacen casi completamente calvos. A pesar de que algunos bebés a menudo carezcan prácticamente de pelo es importante cuidarlo de una forma adecuada y periódica. 

Hay que ser muy sutil a la hora de lavar el pelo de un bebé y tener cuidado de no presionar el punto blando que se encuentra en lo más alto de la cabeza del niño. 

Es recomendable aplicar el champú en forma de pequeño masajes circulares con los dedos. Ha de ser un producto especial, con PH neutro y sulfatos, y que prometa no causar irritación si la espuma entra a los ojos del bebé.

Existe una gran variedad de marcas para el cuidado del pelito de un recién nacido. Lo único que realmente importa es que el producto sea apto para las pequeñas y sensibles cabezas de los lactantes.

No es necesario lavar la cabeza del bebé a diario, ellos no se ensucian más que los adultos pero sí de una forma periódica y continua para acostumbrarle al ejercicio del lavado.

Cabe destacar que la exageración con la frecuencia de los lavados no es buena: se podrían estimular demasiado las glándulas productoras de sebo y desarrollar pequeñas irritaciones en el cuero cabelludo. Dos o tres veces por semana resultan más que suficiente.

Muchos son los niños que no disfrutan a la hora del lavado de pelo, por ello es importante sostenerlos bien durante todo el proceso, para evitar posibles gestos bruscos que tengan como consecuencia una entrada de jabón en los ojos o un resbalón o caída y hablarles en un tono reconfortante.

En ocasiones, es posible que el encargado de darles el baño puedan detectar unas escamas amarillentas, blanquecinas o grises en el cuero cabelludo. Es muy probable que se trate de costra láctea, un fenómeno muy común, de aspecto grasiento, que es totalmente inofensivo y temporal.

No hay que mostrar una excesiva preocupación por la costra láctea. Un pequeño truco para reducirla es aplicar vaselina o aceite en la cabeza del bebé mientras se masajea el cuero cabelludo y lavarlo media hora después de la aplicación con un champú neutro.

 

<< Dolor de Espalda en los Niños Teatro Infantil: Positivo para la Educación de Niños Actores y Espectadores >>

Comentarios

Gimnasia con tu bebé. Matroaeróbic

Convertirse en madre es algo maravilloso, probablemente lo mas estupendo que nos haya sucedido nunca. Las mujeres que hemos sido activas antes y durante el embarazo, nos vemos con muy pocas posibilidades para poder seguir siéndolo.

Yoga con Niños y en Familia

El yoga es una disciplina física y mental que tiene sus orígenes en India. Relajante, permite erradicar el estrés del día a día y vivir de una forma más calmada y ser practicado por todos los miembros de la familia.

Urticaria en Niños: Causas y Tratamientos

Los padres son proclives a aplicar pomadas para aliviar los síntomas en los ataques de urticaria en niños. Vemos que los pequeños se desesperan con el picor, nos alarmamos con las manchas rojas y la hinchazón.

Vacaciones en Familia: Viajar con Niños

El viaje siempre es una aventura, pero viajar con niños lo es aún más. Analizamos los Vuelos en Avión, los Hoteles especiales para los más pequeños de la casa, los campamentos de verano y muchas más cosas.

¿Cuándo tener el siguiente Bebé?

A pesar de que la llegada al mundo de un bebé es una experiencia vital irrepetible y enriquecedora, comienza con ella una época de dedicación en la que se multiplican las tareas y se tiene menos tiempo para la vida conyugal si no se saben gestionar bien las responsabilidades que entraña ser padre.